Noticias
La libertad de expresión en cuarentena
Reflexión de Roró sobre la censura en Latinoamérica.
Por: Rodolfo Romero –Roró-.
 
“¿Qué es la libertad de expresión? ¿Por qué las constituciones políticas la prescriben con relieve como derecho fundamental de la persona? Y si es así, ¿por qué hay quienes tratan de coartarla mientras otros la defienden hasta con la vida?”
 
 Roberto Mejía Alarcón, “Antología derecho a la libertad de expresión”.
 
Julio Blanco Rocca, periodista peruano, conductor del programa “La voz del pueblo”, de la ciudad de Puerto Maldonado, provincia de Tambopata, región Madre de Dios, es una nueva víctima de los atentados que a diario se trama en contra de la libertad de expresión, afectando directamente al gremio de periodistas y a toda la opinión pública.
 
La ANP lo ha denunciado, exigiendo esclarecimiento y sanción a los responsables.
 
Respaldamos plenamente esta denuncia, y lamentamos que se siga produciendo en el país sin las sanciones ejemplarizantes que merecen estos atentados.
 
El otro hecho lamentable es el corte que ha dado el gobierno neoliberal de M. Macri en la Argentina, bloqueando la transmisión del interesante programa televisivo conocido como Telesur, que se transmite desde Venezuela.
 
Y el gobierno dice con total descaro que lo hace en nombre del pluralismo informativo.
 
La libertad de conciencia, la libertad de pensamiento, y la libertad de expresión conforman una tríada que es parte fundamental de los avances culturales y civilizatorios de la humanidad.
 
Pero estas libertades están siendo vulneradas por los diferentes sistemas de poder de la sociedad, ya sean públicos, privados, sociales y hasta familiares.
 
Y desde luego todos los derechos derivados del derecho a la vida, de la libre movilidad – circulación y del derecho al respeto a la honra de cada persona, merecen el total respeto.
 
En un mundo en crisis global, donde la violencia, el narcotráfico, el terrorismo, las guerras que se multiplican, y los millones de refugiados que avergüenza a nuestra civilización, es fundamental respetar los derechos humanos, todos los derechos, sin distinción alguna y sin menoscabo de estos derechos esenciales.
 
Los artículos 18 y 19 de la declaración universal de los derechos humanos de la ONU es terminante y establece lo siguiente: 
 
Art. 18: “Toda persona tiene derecho a la libertad de pensamiento, de conciencia y de religión; este derecho incluye la libertad de cambiar de religión o de creencia, así como la libertad de manifestar su religión o su libertad de opinión y de creencia, individual y colectivamente, tanto en público como en privado, por la enseñanza, la práctica, el culto y la observancia”.
 
Art. 19: “Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y de expresión; este derecho incluye el derecho a no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión”.
 
En este caso se dieron de la mano dos dimensiones de la libertad de expresión: la suerte de un periodista maltratado y lesionado por dos mujeres, parientes de una candidata aprista para el congreso de la República (Ssharon Oré Rengifo); y por el otro, un medio de información – comunicación que busca romper el monopolio-oligopolio comunicacional de los medios tradicionales, directamente vinculados y voceros de los grandes y poderosos factores de poder de la sociedad.
 
Telesur es probablemente el único medio que existe en toda América Latina – Caribe con una línea editorial que contribuye con el despertar de la conciencia ciudadana latinoamericana y latinoamericanista, que evidentemente molesta a los centros de poder que manipulan toda la información a nivel mundial.
 
Expresamos nuestra solidaridad a la ANP, al periodista Julio Blanco Rocca, y a los responsables de la salida diaria al aire de la TV Telesur.
 
Es bueno saber que todas las constituciones de las diferentes repúblicas garantizan la verdadera libertad de expresión que, sin embargo, pareciera que la estamos condenando a una peligrosa cuarentena.
 
Las fallas de una libertad de expresión se resuelven con más libertad de expresión. Y especialmente los periodistas saben el alto precio que se paga por defenderla y promoverla. Son vidas ofrecidas en su honor.
 
“Con libertad ni ofendo ni temo”. José Martí.
Atras
Noticias
Toda victoria es relativa, toda derrota es transitoria
Noticias
Seguimiento de la situación laboral
Noticias
Trabajo de calidad vs. trabajo precario
Noticias
Nosotros también entrenamos
Noticias
Salario, inflación y empleo
Noticias
AATRAC: II seminario de formación regional
Adelante
Agenda Agenda
scroll up
scroll down
El curso del Centro de Estudios Ferraresi inicia el 11 de julio....
Legislación laboral inicia el 2 de mayo....
Incasur e importantes agrupaciones invitan al ciclo de charlas con la participación de referentes h...
El golpe y sus consecuencias económicas....
Jueves 15 de febrero en ADEF...
© INCASUR. Todos los derechos reservados.
Alberti 36. Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Tel.: (011) 4932-2776. comunicacion@incasur.org