Noticias
Falso dilema: ¿estado o mercado?
Una reflexión del contexto de nuestro país, con la pluma de Rodolfo Romero -Roró-, ex Secretario General Adjunto de la CLAT, ex Director General de la UTAL, Asesor de la CLATE.
En la CLATE nos hemos acostumbrado a analizar con seriedad la problemática del capitalismo-neoliberalismo, que con sus políticas públicas-privadas van estableciendo una sociedad de desiguales en forma escandalosa, con la marca de una injusticia social privatizaciones y deuda externa, ya imposible de esconderla debajo de la alfombra.
 
Cuando analizamos la Argentina que nos deja como herencia maldita las políticas aplicadas por Mauricio Macri-Durán Barba (MM-DB) y sus CEOs, tenemos la impresión de que estamos al borde del acantilado. Todo se maneja dentro de una lógica tramposa montando un falso dilema: Estado o mercado, sacralizando al mercado y descalificando al Estado.
 
MM-DB se propuso llevarnos a un nuevo campo de batalla. Obligar a la sociedad a navegar en una opción dentro del propio sistema capitalista: hacernos entender que la nueva confrontación se da entre la democracia formal representativa establecida por la burguesía desde la Revolución Francesa en 1789 por un lado, y por la otra, como verdadera innovación, la presencia creciente de una supuesta democracia de accionistas-inversionistas (CEOs), siendo uno de sus ideólogos un tal Durán Barba, que califica al pueblo como ignorante según su voto, y que en este momento busca escabullirse de la tragedia que va dejando.
 
El desgobierno de MM-DB, a medida que avanza, se asemeja a la Energía Ciclónica Acumulada (ECA en inglés), que generan los huracanes que representan cientos de bombas atómicas juntas, y que con vientos de 280-300 kms. por hora van destruyendo todo. El panorama sombrío de la Argentina de hoy así lo demuestra.
 
Esta dura experiencia, que tiene un trasfondo fondomonetarista, no tiene mayor diferencia con las políticas injerencistas del imperio norteamericano, estableciendo sanciones económicas y políticas a los países y pueblos que no se les somete como Venezuela, Cuba, etc.
 
La misma CEPAL lo denuncia: “Las sanciones económicas de cualquier tipo, distorsionan a la democracia y lastiman a la sociedad” (Alicia Bárcena, Secretaria Ejecutiva, agosto 2019).
 
La cultura capitalista con su predicado neoliberal pareciera ser un fatalismo histórico, ya que falsifica la razón de ser de su propia existencia. Es así como contrapone falsamente la relación entre el Estado y el mercado, el trabajo y el capital y, lo más grave, contrapone la búsqueda de todo ser humano de satisfacer sus necesidades conservando su libertad y el afán de lucro del capitalista-inversionista, que descontroladamente busca la maximización de sus beneficios, apoderándose de la plusvalía que genera el trabajo humano con absoluta exclusividad, y para ello debe someter y explotar al trabajo humano, considerándolo como simple mercancía.
 
Es así como se va agravando la desigualdad, el desempleo, la pobreza, la miseria, que para el capitalismo-neoliberalismo son hechos naturales que supuestamente distingue al exitoso del fracasado, y no el resultado del sistema de explotación que impone el capitalismo, negando la dignidad y los derechos fundamentales del mundo del trabajo, dictando muy tempranamente la Ley L.  Chapelier en 1791, conocida como la ley del NO, ya que negaba todo derecho a los trabajadores a organizarse y peticionar.
 
Hoy buscan recrear esa ley, proponiendo la reforma laboral, jubilatoria, fiscal, etc.
 
Acepta y promueve la conciencia empresarial y la existencia de una clase capitalista-inversionista, y niega la posibilidad de que exista una conciencia y existencia social de la clase trabajadora. Es decir, niega la existencia del conflicto social.
 
Impone la lógica del libre mercado como factor dominante-hegemónico en el ordenamiento de la sociedad, y considera al Estado como un mal necesario, solamente útil para garantizar la propiedad privada, hacedor de un buen desarrollo de la infraestructura al servicio de los inversionistas y como instrumento de represión para contener los derechos y reclamos de la clase explotada y de la ciudadanía en general.
 
Con relación al Estado, llegan al colmo de formular lo siguiente “para que todos puedan ganar” es necesario “tercerizar el crecimiento del Estado”, ya que “la gestión del Estado tiene sus ventajas sobre una empresa privada y su lógica es perversa…” Es grave esta afirmación y revela lo que piensa el neoliberalismo.
Este es un tema que trataremos más a fondo en otra oportunidad.
 
Para el neoliberalismo-capitalismo todo gira alrededor de la asimetría del poder. Nadie puede tener más saber, más dinero y más poder, que los protagonistas directos y representantes del mundo empresarial, capitalistas, inversionistas, CEOs, etc.
 
Este es el verdadero plan que Macri-Durán Barba van poniendo en marcha para la Argentina de hoy y con propósito de servir para los próximos 30-50 años.
 
Y nosotros sabemos, como también la mayoría de la sociedad, que ante estos destrozos que estamos heredando, el papel del Estado social de derecho y de justicia es fundamental.
 
Para reconstruir los tejidos de una sociedad que se reclama a sí misma como libre y democrática, la participación y el protagonismo de toda la sociedad y de la clase trabadora, conjuntamente con la clase empresarial comprometida con el destino nacional, será decisivo.
Y para ello, necesitamos contar con un Estado efectivamente democrático y fuerte, con capacidad de articular políticas públicas coherentes y con capacidad de poner en marcha políticas de desarrollo integral, promoviendo el aporte decisivo del sector privado conducido políticamente, y no pretendiendo los empresarios y los CEOs manejar los destinos de la sociedad, poniéndolo al servicio de los dueños del capital y de los inversionistas, que no tienen ni nacionalidad, ni sensibilidad social, ni cultura efectivamente democrática. Son históricamente “ninini”.
 
Afortunadamente, toda la tesis del macrismo-durán barbismo demostró que dura muy poco, y que el pueblo consciente con todas las fuerzas vivas del país lo derrotó el 11 de agosto y lo sustituirá el 27 de octubre para una nueva etapa y un nuevo sueño.
 
Queremos construir una nueva argentina para todos los argentinos.
Atras
Noticias
“El cambio climático me preocupa”
Noticias
Cumbre por el cambio climático
Noticias
AOMA: seminario de formación sindical
Noticias
El odio al indio
Noticias
Solidaridad con el pueblo chileno
Noticias
El futuro del trabajo y el trabajo del futuro
Adelante
Agenda Agenda
scroll up
scroll down
Jueves 28 de Noviembre | 18 hs. ...
Próximo 24 de septiembre de 9.30 a 12.30 hs....
Continúa el ciclo de talleres....
Abierta la inscripción....
Segundo encuentro del ciclo de talleres....
Miércoles 5 de junio a las 18 hs. en ADEF....
© INCASUR. Todos los derechos reservados.
Alberti 36. Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Tel.: 11-3083-9696 / 11-6836-5658 -- comunicacion@incasur.org