Noticias
El debate por la participación de la mujer en los sindicatos, reflejado en los medios
El diario Buenos Aires Económico destacó en una de sus ediciones la labor que vienen haciendo el Incasur y organizaciones sindicales para propiciar una mayor intervención de las mujeres trabajadoras en las negociaciones colectivas. Aquí, parte de la nota.
El taller lleva el título “La participación de la mujer en la negociación colectiva”, y se lleva adelante en las oficinas de la Fundación Incasur (Instituto de Capacitación del Sur), en esta ciudad. Desde la fundación indicaron que los objetivos son “alentar la participación sabiendo que podrán enriquecer los temas específicos de género en las negociaciones tanto como las inquietudes de los trabajadores en general”.
La abogada laboralista y coordinadora del foro, Mabel Allegrone, recalcó que “es nuestra convicción que integrar representativamente a las mujeres a ese espacio esencial como es la negociación colectiva constituye un paso significativo a su integración plena en las organizaciones sindicales, porque la mujer es una representante de las trabajadoras y también de los trabajadores; por ello se invitó también a delegados varones para que participen y sumen su visión sobre este tema”.
La gran participación de los delegados fue “una grata sorpresa, ya que de esta forma podemos diversificar las voces y que el tema no quede reducido a una mera cuestión de género”, dijo Allegrone. La abogada resaltó que se comenzó a trabajar en la organización del foro ya el año pasado, y que hubo un impulso muy importante desde el Ministerio de Trabajo, que incluyó el aporte del libro Nuevos contenidos de la negociación colectiva, que sirve como guía para varios de los debates que se llevan adelante. Además, de la primera jornada del taller participaron el ministro Carlos Tomada, y el subsecretario de Relaciones Laborales, Álvaro Ruiz.
“A partir del primer encuentro, que se hizo en marzo, se armaron cuatro grupos de discusión y los aportes de cada grupo permitieron elaborar un informe que derivará en un documento de reflexión. Realmente fueron jornadas muy positivas y con aportes valiosos que los sindicatos en su conjunto deberían tener más en cuenta”, señaló Natalia González (Aatrac), otra de las coordinadoras del foro.
Entre las conclusiones a las que arribaron los grupos de trabajo se pueden citar las siguientes:
- Para mejorar la igualdad de género se debe reconocer a la mujer por su capacidad y no sólo por su condición de mujer. Para ello, capacitar a las afiliadas y afiliados acerca de la igualdad de género y los problemas de la mujer es lo más importante; los cursos y seminarios sirven para que vayan saliendo cuadros sindicales que realmente estén involucrados e interesados en participar como miembros activos en el sindicato.
- Muchos sindicatos no cumplen con la ley de cupo, hay que ir negociando ese espacio. La ley de cupo debe tener como objetivo que no haya más cupo, que la participación activa de la mujer sea en forma equitativa con la del hombre.
- Hoy, la mujer llega escasamente a los primeros cargos en las distintas secretarías, por eso hay que hacer que a partir de la educación, participación y dedicación, esos cargos sean ocupados de acuerdo con la capacidad y no con el sexo.
- Ofrecer educación y capacitación a las mujeres, sobre todo para fortalecer su confianza y capacidad de liderazgo se hace muy importante porque hay que lograr que la mujer participe en cursos, seminarios, intercambiando con otros sindicatos conocimientos y experiencia, ya que el contacto intersindical abre los ojos de muchas de nosotras.
- Tener en cuenta que en el trabajo sindical, muchas veces las que más discriminan a las mujeres son las propias mujeres.
- Hay una frase que dice: “Primero la institución y después los hombres…”. Nosotras decimos: “Primero las/los trabajadoras/es y después las ambiciones personales. En definidas cuentas, con capacitación, participación y con el acceso a cargos más altos podremos ser mujeres paritarias y tratar temas que no sean sólo ‘de mujeres’”.
- Tomar medidas específicas, modificar los estatutos en cuanto al porcentaje de la representación llevándola a un 50 y 50 entre compañeros y compañeras.
- Incorporar a los convenios colectivos la formación e incentivo del liderazgo femenino. El aspecto cultural es determinante, condiciona a hombres y mujeres. Este grupo propone que para el tratamiento de la igualdad de género se incluya al hombre.
- Respecto de la ley de participación debería ampliarse y especificarse con respecto a que se determine el porcentaje, fomentando la presencia de mujeres en las negociaciones colectivas.
En cuanto a la situación de las trabajadoras y las distintas situaciones que se viven en los gremios, otro grupo realizó una breve evaluación, de la que surgieron, entre otros, los siguientes datos:
- Dragado y Balizamiento: está iniciando tratativas para incorporar mujeres en dicha actividad a través de la carrera de oficial. En la actualidad hay diez mujeres oficiales. Es el mismo gremio el que está alentando esta incorporación. Cabe destacar que tienen una primera delegada mujer.
- Unión Ferroviaria: la mujer comienza a trabajar en roles considerados masculinos como guardas, guardabarreras, etcétera. El sindicato negoció con la empresa la incorporación de mujeres.
- UPSA: a este gremio lo conforma aproximadamente un 25% de mujeres, y se van incorporando más en forma paulatina.
- Gráficos: en este gremio existe bastante resistencia por parte de los compañeros a la incorporación de las mujeres. Cumple en parte con el cupo, pero los cargos ocupados por las compañeras son de rangos inferiores.
- La totalidad de las participantes de las jornadas considera que debe ser replanteada la Ley de Cupo Femenino.
La reunión más reciente, que se concretó el 13 de mayo último, contó con la participación del director de Incasur, Ramón Ermácora; Carlos Gaitán en representación de la Fundación Promoción Humana, y por el Ministerio de Trabajo de Nación, el doctor Mario Gambacorta.
Ermácora opina que “Han ayudado los organismos internacionales como la OIT, que quiere que este año la participación femenina en las distintas delegaciones de la conferencia internacional en junio llegue lo más cerca posible al 50%; y tenemos los casos de la Central Sindical Internacional (CSI) y la Central Sindical de las Américas (CSA) que en estos momentos son presididas por mujeres”.
Para González, “el mensaje debe ir a la mujer y al varón, porque la mujer no debe victimizarse y el varón debe escuchar más”.

Por Héctor Medina, Buenos Aires Económico.
Atras
Noticias
Una peligrosa deriva
Noticias
CEPAL: “El modelo exportador está agotado”
Noticias
Capacitación sindical y adicciones
Noticias
Apuntes de la militancia
Noticias
El informe Lugano II
Noticias
México lindo y querido: nuevo liderazgo político
Adelante
Agenda Agenda
scroll up
scroll down
El curso del Centro de Estudios Ferraresi inicia el 11 de julio....
Legislación laboral inicia el 2 de mayo....
Incasur e importantes agrupaciones invitan al ciclo de charlas con la participación de referentes h...
El golpe y sus consecuencias económicas....
Jueves 15 de febrero en ADEF...
© INCASUR. Todos los derechos reservados.
Alberti 36. Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Tel.: (011) 4932-2776. comunicacion@incasur.org